Año 2- Edición 86 - 19-06-2017 ISSN 2422-7226

Economía y seguridad jurídica en la Argentina

ISSN 2422-7226

Río Gallegos, 25/08/14. En la presente entrega de opinión se reflexiona sobre la relación entre economía, información, incertidumbre y seguridad jurídica. En 10 claves de opinión sobre el crecimiento económico como condición del desarrollo económico, entendido de manera liberal. El autor le presenta al lector un punto de partida para mostrar que el desarrollo de un territorio depende de una serie de factores, que deben converger  junto a la previsión que incluye la confianza jurídica en contextos de turbulencia política ¿Cuál puede ser el destino de la Argentina?

1.- El ritmo del crecimiento económico depende del incremento de los factores productivos y del progreso tecnológico. Sin embargo, ambas variables solo aumentan las posibilidades de crecimiento, no determinan ni una producción  creciente ni aseguran que el aumento en el caso de ocurrir se lleve a cabo según las necesidades del país.

Existe un sinnúmero de países con grandes recursos naturales y con crecimiento cero y totalmente pauperizados. Existe una oferta de tecnologías de productos y procesos que se pueden conseguir fácilmente en el mundo pagando las tasas de propiedad intelectual respectivas y sin embargo esos países no las aprovechan.

2.- Por lo tanto, los factores de producción y las tecnologías disponibles en el mundo solo abren posibilidades/oportunidades de crecimiento del PBI. Pero no una realización de crecimiento.

El aumento efectivo del PBI depende de la medida y la forma en que el sistema económico se ajusta a las nuevas posibilidades. El ajuste puede ser más o menos rápido, más o menos completo, más o menos adecuado. Por lo tanto, existen diferencias no sólo entre un país y otro sino entre distintos momentos del desarrollo del mismo país.

3.- A estímulos iguales pueden corresponder respuestas ampliamente diferentes. Porque existe distinta capacidad de respuesta a los estímulos del crecimiento. Para que las oportunidades de crecimiento se conviertan en crecimiento del PBI es necesario que puedan influir sobre la conducta de los operadores económicos y que sean conocidas por estos.

Pero hay grandes diferencias en el conocimiento económico. No hay conocimiento perfecto, debido a las limitaciones humanas, los defectos de organización y la existencia o más bien la necesidad de poseer en el capitalismo argentino actual  algo que se llama “inside information” algo a lo que solo tienen acceso pocos sectores.

4.- No sólo es importante la información actual sino, muy especialmente, las previsiones con respecto al futuro. Por lo tanto se dan conjuntamente dos situaciones: información deficiente y previsión imperfecta. Por cualquiera de estas dos situaciones se puede dar tanto el error como la incertidumbre.

5.- Generalmente, los empresarios saben que su estimación de la situación tanto actual como futura puede resultar equivocada. Según la importancia que asignan a este hecho es menor o mayor el grado de incertidumbre con que toman decisiones.

El error para nosotros (si bien genera pérdidas) se trata de perturbaciones transitorias (duración limitada). En cambio, la incertidumbre, disminuye de modo permanente el ajuste del sistema económico a las posibilidades de crecimiento. En economía, es la incertidumbre antes que el error lo que produce efectos más duraderos y perniciosos.

6.- Todo incremento en el grado de incertidumbre trae consigo una menor capacidad de respuesta del sistema económico a los estímulos de crecimiento. Sin embargo, hay que distinguir entre dos tendencias que muchas veces son contradictorias “la aversión al riesgo” y el “espíritu de aventura” (o empresario innovador schumpeteriano). Piense cada uno cual predomina en nuestro país.

La esencia de la existencia de incertidumbre consiste en asociar con cada acción no un resultado único definido sino un conjunto de resultados eventuales. La incertidumbre favorece los procesos de producción donde el equipo durable de producción es mínimo.

7.- Por lo tanto, el aumento de la incertidumbre disminuye la capacidad de respuesta del sistema económico a los estímulos de crecimiento.  Si a esto se agrega que entre los agentes económicos prevalece un espíritu de aversión al riesgo, la disminución de la capacidad de respuesta será más rápida. Concluyendo, la incertidumbre afecta negativamente la capacidad de crecimiento de la economía.

8.- Teniendo en cuenta que la mayor parte de las operaciones económicas implican actos jurídicos, un elemento esencial de las previsiones económicas es la denominada seguridad jurídica.

En los sistemas institucionales eficientes los fenómenos de incertidumbre que afectan al proceso económico se deben a la incertidumbre del mercado, a las fluctuaciones de la coyuntura económica (de la oferta y la demanda) y a la incertidumbre tecnológica derivada del ritmo de los inventos y descubrimientos. Pero en otros casos, la medida de la incertidumbre generada por factores de inseguridad jurídica puede exceder en mucho y relegar a segundo plano a los demás elementos de incertidumbre.

9.- Los requisitos de seguridad jurídica son la mayoría de los autores: 1) seguridad física de las personas y de los bienes, 2) regularidad y eficacia de los mecanismos de aplicación del derecho, 3) claridad y coherencia del sistema legal y 4) la estabilidad del orden jurídico. La falta de esta última puede crear una atmósfera de completa incertidumbre y destruir la capacidad de respuesta de la economía a los estímulos de crecimiento.

10.- Aunque no se comparta la idea que tienen los liberales (más bien ultra liberales) de que la seguridad jurídica es una condición necesaria y suficiente para el crecimiento económico, si se puede afirmar que un mínimo de seguridad jurídica es realmente una condición necesaria para el crecimiento y que esta seguridad favorece la capacidad de crecimiento de la economía.

Finalmente, dada la particular coyuntura que enfrenta nuestro país, se puede  decir, que además de las elecciones del año 2015, la recesión económica puede generar desequilibrios, tensiones y conflictos sociales que se manifiesten frecuentemente con inestabilidad jurídica. Pero esta situación, de concretarse, tendería a perpetuar la recesión y a impedir el crecimiento económico. El estancamiento genera inestabilidad, que a su vez produce inseguridad, que a su vez produce estancamiento.

Por Oscar Olivero. Especial para Observador Central

Download PDF
Año 2- Edición 86 - 19-06-2017

No hay comentarios

Agregar comentario